17 años del día en que el Barça cerró dos décadas de fracasos europeos

Please log in or register to like posts.
Noticias

Barcelona, 10 may (EFE).- La primera Euroliga de la historia del Barça, lograda el 11 de mayo de 2003 en el Palau Sant Jordi de Barcelona al vencer al Benetton Treviso por 76-65, representó algo más que un título: cerrar un capítulo de casi dos décadas de fracasos en la máxima competición continental.

Para conquistar esa primera Euroliga de la que mañana se cumplen 17 años, los azulgranas tuvieron que pasar por su primera gran decepción, en la final de la entonces Copa de Europa en Ginebra ante el Banco di Roma (73-79), en 1984. Y por otro siete fracasos más en la Final Four (Múnich 1989, Zaragoza 1990, París 1991 y 1996, Tel Aviv 1994, Roma 1997 y Salónica 2000).

Tantas noches de sinsabores europeos, llevó a la destitución de Aíto García Reneses en 2002, después de casi 18 años al frente del equipo. De nada le sirvió ganar una Recopa de Europa y dos Korac o 9 Ligas ACB. El objetivo era alcanzar por fin el máximo centro continental.

Su relevo en el banquillo fue Svetistlav Pesic, un férreo técnico serbio de 53 años con un palmarés impresionante con la selección yugoslava, a la que había hecho campeona de Europa júnior en 1986 y Mundial en 1987, campeona de Europa absoluta en 2001 y campeona del Mundo en 2002.

Pesic, que desde el año pasado vuelve a encargarse del banquillo del Barça con el objetivo de volver a convertirlo en un equipo respetado en el Viejo Continente tras dos últimas campañas para olvidar, ya había sido campeón de Europa con Alemania (1993).

El triunfo serbio en septiembre de 2002 en Indianápolis (EE.UU.) con un Dejan Bodiroga impresionante, refrendó el que Pesic le hubiese fichado ya para el conjunto catalán en el verano como pieza clave de su proyecto, junto al experimentado ítalo-esloveno Gregor Fucka, el alemán Patrick Femerling y un joven pívot brasileño llamado Anderson Varejao.

Especialista en mil batallas, lo primero que hizo fue motivar a los jugadores que ya estaban en la plantilla Sarunas Jasikevicius, Rodrigo de La Fuente, un joven Juan Carlos Navarro, Roberto Dueñas, Nacho Rodríguez, Alfonso Alzamora o César Bravo.

«Desde el primer día tuve la sensación de que los jugadores habían creído en mi concepto de equipo. Jugamos bien y los jugadores entendieron lo que quería de ellos», recuerda.

En la semifinal el Barcelona superaba, con mucho sufrimiento, al CSKA Moscú (76-71) con una exhibición de Gregor Fucka (21 puntos y 9 rebotes), apoyado por el omnipresente Bodiroga (17).

Casi 17.000 espectadores en las gradas del Palau Sant Jordi y 3.500 más delante de una pantalla en las del Palau Blaugrana iban a vivir una noche memorable que, incluso hoy, solo ha sido superada por la primera Copa de Europa de fútbol conquistada en Wembley el 20 de marzo de 1992, con aquel increíble tanto de Ronald Koeman en la prórroga ante el Sampdoria.

En el otro lado estaba el Benetton de Treviso de Ettore Messina, el equipo más ofensivo de aquel curso y que en la semifinal también había tenido que esforzarse ante el Montepaschi Siena (65-62).

Su plantilla era impresionante: Tyus Edney, Trajan Langdon, Riccardo Pittis, Denis Marconato, Marcelo Nicola, Massimo Bulleri y el español Jorge Garbajosa.

Y Pesic planteó una táctica demoledora: sólida defensa, cierre del rebote y dominio de la pintura. Bodiroga (20 puntos), elegido MVP de la Final, y Fucka (17) destacaban en ataque, y junto con De la Fuente, sumaban 22 de los 37 rebotes azulgrana frente a los 26 de los italianos.

La profundidad del Barça forzó 40 tiros libres (34 convertidos) frente a 21 de rival. Al final, un choque que el equipo de Pesic había roto en el segundo cuarto (19-9) se decantaba de su lado con un histórico 76-65 final en un Sant Jordi que parecía venirse abajo.

En las gradas estuvieron, entre otros, Aíto García Reneses, Pau Gasol, Juan Antonio Samaranch y los expresidentes del FC Barcelona Josep Lluis Nuñez, Joan Gaspart y Enric Reyna. Curiosamente no había ningún presidente en funciones, solo Joan Trayter quien estaba al frente de la Comisión Gestora que regía el club en ese momento.

– Ficha técnica

76 – Barcelona (23+19+13+21): Jasikevicius (8), De la Fuente (11), Bodiroga (20), Fucka (17), Dueñas (3) -cinco inicial-, Rodríguez (2), Navarro (5), Femerling (9) y Varejao (1).

65 – Benetton Treviso (25+9+14+17): Edney (16), Langdon (8), Pittis (4), Garbajosa (9), Marconato (10) -cinco inicial- Bulleri (11), Markoishvili (2), Nicola (5) y Loncar (-).

Arbitros: Pitsilkas (GRE), Rems (SLO) y Koukoulekidis (GRE). Eliminaron por cinco faltas personales a Jasikevicius (min.37), Langdon (min.38) y Nicola (min.40).

Incidencias: Lleno absoluto en el Palau Sant Jordi, donde se dieron cita 16.670 espectadores. Dejan Bodiroga fue elegido MVP de la final. EFE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *